La indignación de ser un número

Buenos días y bienhallad@: Comienzo con mis disculpas habituales por la falta de entradas, sumergida de nuevo en una bruma cerebral durante varios días.  Confío en que el post de hoy compense la espera; lo concebí ayer, después de digerir una noticia de este mismo lunes: me llamó una amiga, que desempeña desde hace varios… Seguir leyendo La indignación de ser un número